Inicio / Recetas / Tortilla Española o tortilla de patata con cebolla

Tortilla Española o tortilla de patata con cebolla

Aprende cómo hacer tortilla española de manera sencilla y con un resultado que te dejará con ganas de probar esta receta una y otra vez.

Anuncios Patrocinados

Ingredientes:

Anuncios Patrocinados
  • 1ó 1/4 kg patatas  
  • 2 cebollas  
  • Sal
  • 8 huevos  
  • Aceite de oliva virgen extra (tiene que cubrir en la sarte´n casi las patatas)
     

Instrucciones:

Pelar las patatas, lavarlas y cortar en rodajitas finas, si no se tiene costumbre usar la mandolina para ello.  

Anuncios Patrocinados

Pelar las cebollas y cortar estas en cuadritos (brunoise) y agregar a las patatas y mezclar, agregar sal y mezclar.  

Poner al fuego una sartén con abundante aceite, la sarten ha de ser con bordes altos y a ser posible antiaderente y cuando el aceite esté frito echar la mezcla de patatas-cebollas.  

El aceite ha de estar muy caliente en el momento de echar las patatas si no se quiere que se peguen estas. Una vez impregnadas de aceite bajar el fuego y dejar freir lentamente, remover de vez en cuando picado estas y evitar que se tuesten. Han de tener el aspecto de cocidas.   Cuando las patatas estén, antes de sacarlas volver a subir el fuego para que estas suelten el aceite.  

Probar un trocito de patata para ver si están saladas o sosas y con respecto a ello agregar a los huevos la sal necesaria y batirlos.  

Escurrir las patatas (el aceite puede volver a usarse) y agregar a los huevos batidos  y mezclar todo. Si no se cuaja la tortilla enseguida y cuando se fuera a hacer la masa huevos-patatas-cebolla estuviera muy seca, agregar un huevo batido y entremezclar antes de echar a la sartén.  

En una sartén antiaderente (si se quiere la misma de freir las patatas) echar unas cucharaditas de aceite y poner a fuego fuerte, entonces agregar la masa y con una cuchara de palo ir redondeando los bordes.  mover la sarten de un lado para otro y si la tortilla ya ha formado la ‘piel’ y se mueve dentro de la sartén, bajar el fuego al mínimo y dejar cuajar por un lado.   Colocar sobre sartén un plato, algo mas grande que esta, bocabajo y dar la vuelta.

La tortilla queda sobre el plato. Volver a echar algo de aceite en la sartén y cuando esté caliente dejar escurrir la tortilla en esta por el lado que no está cuajado. Una vez formada la ‘piel’ volver a bajar el fuego al mínimo.  

Antes de sacar la tortilla volver a poner al máximo el fuego para que esta escurra el aceite y colocar un plato (en este caso en el que se va a servir) sobre la sartén, dar la vuelta y lista.  

 La tortilla se puede comer caliente o fria, como aperitivo, como entremés o como primer plato.   Lo ideal es acompañarla de una ensalada, pero también se puede echar en salsa verde o rellenarla .

Se puede cortar en triangulitos como una tarta o en cuadritos.

Vea Tambien

Fusilli con brócoli

Con muy pocos ingredientes haremos un buen plato de Fusilli con brócoli. Completo, sano, sabroso ...